Las ventajas de las tiendas online

Escrito por Fernando López el 28/09/2016

4 de cada 10 ciudadanos europeos ya compra regularmente en Internet, y se espera que las ventas por este canal sigan aumentando. El comercio electrónico no sólo es una inversión importante para cualquier empresa, sino que además propicia cambios organizacionales, nuevas estrategias y mejora el conocimiento de los clientes.

El e-commerce ha permitido redefinir el concepto de comercio y la forma de hacer negocios. El primer cambio importante en el proceso comercial se debió a la aparición de la moneda, gracias a la cual se pasó del primitivo trueque al comercio tradicional. Siglos más tarde, con el abaratamiento de los transportes, pasamos del modelo tradicional al comercio global: mismo tipo de transacción pero mayor área de acción. En los últimos años hemos experimentado una revolución del comercio debido a la llegada de los medios de pago electrónico, y, recientemente, la implantación de tecnologías de la información y comunicación.

Las ventajas que ofrece, hoy en día, Internet, a los negocios, ya sean grandes o pequeños, son enormes. Tener una página Web es siempre una buena idea, ya que te da presencia online y sirve de escaparate práctico, pero no es suficiente el tener presencia en Internet, hay que lanzarse al mundo de la venta online, y es que, actualmente, casi todo (por no decir todo) se vende por Internet. Al no estar presente en Internet como una Tienda Online estás perdiendo una gran cantidad de clientes potenciales.

Además de el hecho de perder clientes si no se tiene una Tienda Online, estarás dando de lado a una gran cantidad de ventajas que estas ofrecen, tanto a ti, como empresa, como a tus consumidores. 

Omnicanalidad

Pero además, esto no significa renunciar a las tiendas físicas, todo lo contrario: se pueden implementar estrategias omnicanal, es decir, combinar puntos digitales y físicos, ganando así un gran atractivo.

Reducción de gastos

Y en caso de que aún no tengas una tienda física, abrir una tienda virtual es más económico, ya que permite a las empresas crecer más utilizando menos recursos, evitando el pago de la renta del local, servicios, etc. Además, al anunciar los productos online, se hace publicidad por Internet, lo que es mucho más barato que la publicidad por los medios de comunicación tradicionales.

Mayor alcance

Al comprar y vender por Internet, los productos están al alcance de todo el mundo desde cualquier lugar y cualquier hora todos los 365 días del año. Además, hay más de 350 millones de usuarios activos, es decir, un público mucho mayor del que se podría tener en una tienda física. Sin lugar a dudas, las posibilidades de crecimiento y el alcance de Internet son espectaculares.

Flexibilidad en los medios de pago

Internet nos permite ofrecer varias formas de pago para que los clientes puedan elegir la forma que más les guste, facilitando tanto pagos electrónicos, por cuenta bancaria, a través de tarjeta de crédito, débito o transferencia, utilizando sistemas como PayPal o Bitcoin, y pagos tradicionales en efectivo, contra reembolso.

La atención y la garantía de satisfacción del cliente

La atención al cliente en una tienda online es muy importante, ya que en la mayoría de casos no se puede ver o tocar un producto antes de tomar la decisión final, por ello se puede hacer uso de las Redes Sociales para ser asesorado sobre ese producto, o contactar desde la misma página. Además de esto, los clientes podrán devolver su producto si este no les ha gustado, durante unos días, y pedir el reembolso de su dinero. Si el cliente está satisfecho, seguro que regresará al sitio y lo recomendará, al producto o a la misma tienda, incluso por Redes Sociales.

Fidelización

Si un cliente queda contento después de una compra, lo más seguro es que vuelva a comprar en el mismo sitio, generando así una especie de lealtad con los clientes, mejorando la interacción ya que iremos recopilando los datos de los clientes, sus intereses, sus hábitos y gustos.

Y estas no son las únicas ventajas que ofrece el comercio electrónico frente al físico, pero las más obvias, como por ejemplo, el olvidarse de las colas, no hacen falta decirlas. Todo esto, y más, es lo que hace que el eCommerce sea valorado como una oportunidad de negocio extraordinaria y para tenerla como una actividad principal, y no secundaria o complementaria a un negocio tradicional.

En conclusión, aunque haya algunos inconvenientes, como la dependencia absoluta de Internet o el miedo a los hackers, es evidente que las ventajas pesan más.

¿Estás pensando en abrir una Tienda Online? O, ¿quizás tienes una tienda física y aún no has considerado el comenzar con el eCommerce? No necesitas más tiempo para pensar. En LabraxSoluciones nos encargamos de ofrecerte soluciones a medida para tu empresa, creando la página Web de tu Tienda Online desde cero, posicionándola en Internet y haciendo que la conozca más gente.

twitter facebook google+
Escrito por:

Fernando López

Ver todos sus posts ->